Y así fue la segunda semifinal Eurovisiva de 2010

Por Mirela Mike Medianoche.

Querida Sufridora en Casa, esperamos que el resumen que el martes noche te ofrecimos en esta tu web amiga te resultase de gran ayuda cuando a la mañana siguiente, desayunando un dietético panecillo integral con una infusión diurética, comentases con tus mejores amigas los momentos de la gala, ya fuese porque realmente la vieses, o bien porque te aprendiste nuestros titulares.

Así pues, un día más continuamos nuestra labor social de promulgar la palabra de Eurovision y te ofrecemos una breve reseña de cada país participante para que mañana no te sientas más desplazada que Coral en una preselección eurovisiva. ¡Vamos allá!

Lituania: No tenéis el Factor X.

Un peculiar quinteto vestido de HyM y coreografía a lo Poti que incluía un genial Rasss! final que dejaba a los mozos con las patas al aire. Un poco Martes y 13 en el mejor de los sentidos.

Armenia, te vemos en la final.

Una diva doméstica pechugona con un pelo tan largo que debe ser un problema a la hora de tener tu momento activia. Un tema pegadizo y muy agradable y eurovisivo, signifique lo que eso signifique. Deja de agarrar la medallita rezando pasar a la final, mujer, que eres una de las favoritas.

Israel, continúas en la academia.

El David Bustamante israelí nos ha presentado una balada clásica que no sé qué contará, pero debía ser algo con un poco de sorna ya que el chico inevitablemente acababa casi cada frase con una sonrisa profidén forzada a lo María Adánez.  Incluye grito final.

Dinamarca, tú sí que vales.

Con una base que parece el Every breath you take de Police, está interpretado por dos chicos que fueron al estilista a decir que querían ser como Sting y  Maríah Carey. Muy de banda sonora de película de Sandra Bullock, se presenta también como una de las favoritas.

Suiza, tienes cinco minutos para despedirte de los finalistas.

Ese país al que se fue Mari Carmen, la prima de mi madre  a trabajar cuando en este país había tanta hambre nos ha ofrecido a un amanerado cantante y tres coristas que parecían ser las musas de la película Hércules de Disney. No está mal, y tampoco es una balada, lo cual es de agradecer.

Suecia, aunque te queremos, estás nominada.

Estamos de luto, especialmente JoniPod, ya que en esta web somos muy fans de Suecia. Así que no criticaremos a Anna, la ganadora del Melodyfestivalen, pese a que también haya ido vestida de HyM y haya abusado del ventilador. A mitad de la canción se volvía más animada y mejoraba todo el tema, pero claro, no es la musa de los sufridores Charlotte Perrelli y no ha pasado.

Azerbayán, te vemos el sábado en la final.

Otra de las favoritas, que también nos presenta a su diva doméstica particular, con una puesta en escena muy azul, que fijo que encanta a la mujer rubita de callejeros. Un tema melódico pero no soporífero y con un bailarín del que estamos muy a favor de su existencia. Al final se vuelve loca dándolo todo, con movimientos de cabeza carraélicos que nos encanta. Aunque al final ha soltado algún gallete y se le he ido un poco la voz.

Volare, ohhh! Cantare, ohhh!
Volare, ohhh! Cantare, ohhh!

Ucrania, vuelas hasta la final.

El país que Ruslana llevó hacia la victoria también ha presentado una balada, porque parece que este año una de las cláusulas del festival indicaba que si el 75% de las canciones no eran lentas no había Eurovision pa nadie. Una caperucita roja jipilonga que al final se ha consagrado como la Avril Lavinge del este que ha conseguido congratular al público muy dignamente.

Países Bajos, estáis expulsados.

Porque Daniel Diges no es el único que ha llevado circo y muñecos al Festival, nos encontramos con una joven a medio camino entre Arantxa Sánchez Vicario, la Campa y Consuelo Berlanga. Una canción animada e infantiloide que ya la habría querido Teresa Rabal en alguno de sus discos. Eso sí, se gastaron todo el presupuesto en atrezzo y la pobre tuvo que vestir con un traje de archivo de la televisión holandesa. Hortera, pero en el fondo, mola.

Mister Eurobearsion 2010
Mister Eurobearsion 2010

Rumania, aprobados con nota.

Súper a favor de este chico con barba y de la chica que quería ser Kelly Kapowsky, sentados frente a frente en dos pianos transparentes.  Un tema muy animado que se presenta de mis favoritos aunque dudo que luego quede bien, como me suele ocurrir con mis predicciones. Ella hace gorgoritos, él abusa del ventilador, al final está todo lleno de fuegos artificiales… Encantados de volver a verlos el sábado.

Eslovenia, hasta el año que viene.

Una canción más completo que un BigMc: folclore, rock, una camiseta de los Beatles, acordeones, voces de hombre y de mujer,  y un pañuelo palestino, para los que les gusten las manifestaciones a favor del 0’7.  Por primera vez creo que es algo completamente inédito en el festival, no sé si en el mejor o el peor de los sentidos. Coral, anímate a sacar una Sardana pop con toques de Sevillana y hevy metal e igual llegas a la final.

Cuatro naves vendrán desde Raticulín... Chu! Chu!
Cuatro naves vendrán desde Raticulín… Chu! Chu!

Irlanda, sigues con nosotros.

Si el martes teníamos a Rosa de Islandia, hoy jueves hemos tenido a Rosa de Irlanda, aunque en algunos momentos con esa melena castañopelirroja y esa túnica morada parecía Carlos Jesús. Otra balada más de banda sonora, en este caso de peli de Meg Ryan en la escena en la que ella está sola en casa llorando por su ex novio mirando las fotografías, mientras que él está en su casa acariciando el lado de la cama en la que ella solía dormir.

Bulgaria, eres el rival más débil. Adiós.

Bulgaria nos ha presentado un cachorrito rubio vestido de Elvis Presley con uno cuerpo de baile con alas para ellas y torsos brillantes para ellos. Porque igual que es una cláusula el cantar una balada, otra de este año es llevar un cuerpo de baile con alas. Aunque empieza lenta, luego se anima, y como dice más veces “ohhh” que la sintonía de Oliver y Benji al final acabas recordándola. Eso sí, acaba casi súbitamente.

Chipre, tienes talento.

Una balada más, no podía ser de otra manera. Un chico vestido de CyA tocando la guitarra, pero con muy poquita presencia. Algo así como meter a Kate Moss en una talla M. Él se da un aire a Canales Rivera, y quizá eso le haya bastado para cruzar la pasarela, pero a mí no me ha gustado.

Croacia, nos vemos en 2011.

Un animadísimo tema… que no, que es broma. Una balada cantada por un trío de chicas que ya fueron a Eurovision en 2005, vestidas con saltos de cama venidos a más, muy sentida y tal pero que ya empieza a aburrir a estas alturas de la gala. Una de ellas, la más castaña, es muy fea. Al final les tiran confetis, que es más barato que los fuegos artificiales, que estamos en crisis.

En ocasiones veo Corales
En ocasiones veo Corales

Georgia, te vemos el sábado.

Una chica descalza como Remedios Amaya que nos ofrece una balada más. Todo muy lírico con Marbelys: ella, sus bailarines marines, la otra danzarina que se mueve como quiere… Pero ya cansaba a estas alturas de la gala.

Turquía, eres finalista.

¡Oh, sí, algo movido! Aunque no sea mi estilo favorito, este siniestrorro que abusa del ventilador ha conseguido que la UER le deje presentar una canción diferente, y eso le ha valido para pasar a la final además de un 10% de descuento en Detergente Bosqueverde. Además, mola su ciborgbailarín que se sierra el brazo y que acaba desmontándose en el escenario para demostrar que en realidad era una chica lasciva, aunque sospechamos que se ha quedado atascada en el despiece. Pero genial aún así.

Esta ha sido nuestra reseña. Recuerda que aún puedes votar para elegir tus países favoritos en nuestro concurso. ¡Nos vemos el lunes!


Blog sobre televisión, música, cine y lo que surja, siempre desde un punto nostálgico y humorístico. Emitiendo de manera ininterrumpida desde 2009.

0 comentarios en “Y así fue la segunda semifinal Eurovisiva de 2010

  1. Yo también saqué el mismo parecido a la Danesa…no he podido hacer un post decente pero mira el mio…¿a quién hace referencia?

  2. gracias por estos resúmenes tan fantásticos ya que para los que no hemos podido ver las galas han sido reveladores 🙂

  3. A mí me encanta Dinamarca, y estaba comiéndome el tarro a quién se parece, a quién se parece jaja, claro , a la tortuga Carey.
    Y bueno, que eurofans no es fans de Suecia, no conozco a ninguno :))

  4. Jajajaja. No vi la semifinal, ninguna de las dos, pero me hago una idea. Pero oiga, la final se merecía una entrada sin esperar al lunes, pero nada, que esperamos impacientes al día de mañana, a ver qué maldades soltáis. Yo ya adelanto lo que he dicho en mi blog, que lo mejor fue el flashmob con difereeeeeeeencia. Estaba muy bien currado. Y lo peor, bueno habrá que suponer que el espontáneo si aceptamos Uribarri como animal acuático que tenemos que aguantar que nos pise las canciones, descalifique a las cantantes que ganan (toma ya) y no se entere ni de los primeros puntos que le dieron a España porque estaba perdiendo el tiempo haciendo pronósticos tirando de estadística mientras se hace pasar por un gurú de la cosa. Triste.

Responder a Txema Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba