Cinexín

Published on octubre 30th, 2016 | by Sufridores en Casa

4

‘La corrupción de Chris Miller’: asesinatos, violaciones y Marisol

Seguimos repasando cintas patrias de cine de terror, ideales para revisitar la noche de Halloween. Y tras ‘El asesino no está solo’ toca poner en valor ‘La corrupción de Chris Miller’, dirigida por José Antonio Bardem y protagonizada por una Marisol que ya había vuelto de Río, Jean Seberg y Barry Strokes. Un largometraje que, con vistas a su proyección internacional, se rodó en inglés, y en cuyo doblaje al castellano Marisol se dobló a sí misma. De hecho, en otros países se conoce como ‘The corruption of Chris Miller’, ‘L’Altra casa ai margini do bosco’, ‘Behind the shutters’ o ‘Sisters of corruption’, entre otros títulos.

la-corrupcion-de-chris-miller-italia

El filme se distribuyó en Italia, y de hecho, tiene mucho del giallo italiano

Este post contiene trazas de spóilers. Si quieres ver la película por primera vez no sigas leyendo.

Quizá te interese: Las películas de terror de María José Cantudo

Empecemos con el argumento. Una afamada actriz de variedades, Perla (interpretada por Perla Cristal), acaba de hacer el amor con su amante, y cuando lo está echando de casa este la asesina disfrazado de Charlot. ¿Os imagináis una película tipo ‘Scream’ con un Charlot asesino?

Tras esta escena inicial, que aparece antes incluso que los créditos, conocemos a Ruth Miller (Jean Seberg) y Chris Miller (Marisol), madrastra e hijastra que viven solas en una mansión a las afueras de la ciudad, en pleno bosque, como la casita de chocolate de Hansel y Grethel. El marido de una y padre de otra un día se fue a comprar tabaco hace un año y las dejó más colgadas que Los Vivancos a Melody en Eurovisión; y encima ambas se llevan fatal. Un drama. Por ello, Ruth quiere vengarse de su ex tratando mal a la hija de este y haciéndola enloquecer.  Pero es que para colmo la chiquilla ya está merilota de fábrica; de hecho, el personaje de Marisol ya ha estado ingeresado en un hospital de salud mental. Y es que Chris tiene un trauma infantil, y cada vez que llueve se pone a gritar como una hooligan, y hasta apuñala a los muebles si hace falta. Algo que le pasó hace tiempo, y que recuerda a través de flashes de una ducha y de su padre levantando pesas.

marisol-la-corrupcion-de-chris-miller

Entre Marisol y Jean Seberg había cierta tensión lésbica a lo largo de toda la película

Quizá te interese: Las películas de terror de Máximo Valverde

Y en estas que una noche de lluvia aparece Barney (Barry Stokes) un bohemio, un hippy o un perroflauta, como lo quieran ustedes llamar, que pide cobijo en la casa. Y en una cosa por otra, que el muchacho se queda a vivir con las dos mujeres y acaba acostándose con Ruth, la malvada madrastra. Pero es que lo de Ruth es tan fuerte que nada más acabar el fornicio le dice a Barney que su hijastra siempre duerme con la habitación abierta y le anima a que se la tragine también, diciendo que allí todos se pueden divertir. Como si en vez de un caserón de sexo y locura aquello fuese la Warner. Así que el muchacho poco a poco empieza a camelarse a Chris también, ya puestos.

 Un día, el trío se va de compras al pueblo y allí Barney paga con unos billetes agujereados, que hacen al sheriff del pueblo sospechar del hippy. Y cuando Chris y él se van al cine, en un informativo tipo No-Do ven un reportaje sobre la actriz muerta, y resulta que no es el único crimen similar por la zona. Empieza a pandir el cúnico.

Quizá te interese: La Hermandad, la película de terror de Lydia Bosch

Una noche de lluvia Chris se pone como vaca sin cencerro e intenta asesinar a Barney, por culpa de su trauma, y encima de intentar ser asesinado Ruth se pone de parte de su hijastra y lo echa a la calle a punta de pistola, y con la que está cayendo. Él se lo toma fatal, claro, y le dice a la mujer que no le extraña que su marido la abandonase, que es lo típico que se dice en estos casos.

En otro punto del pueblo, un hombre cuyo rostro no vemos entra en la casa de una familia y los mata con una hoz, hasta al niño. Justo el día que Barney no está en el caserón de las Miller. Qué casualidad.

la-corrupcion-de-chris-miller-pelicula

Así se mata el tiempo en casa de las Miller

Chris y Ruth están de compras cuando se enteran del asesinato y sospechan de Barney, un poco porque lo creen y un poco por despecho; Ruth porque ya no le hace caso, y Chris porque espera que se escapen juntos y nunca llega a pasar. Y también porque la policía habla de un vagabundo cuya descripción encaja con la del tipo, que eso siempre ayuda a levantar sospechas. «Tal vez todos seamos capaces de matar», dice Chris en un momento de reflexión.

corrupcion-de-chris-miller

Jean Seberg sacándose paluegos de los dientes

Llega la noche y Barney entra por la fuerza en casa de las dos mujeres dispuesto a Robar. Ruth se da cuenta y avisa a su hijastra para ponerse ambas a salvo, y traman un plan un tanto extraño. El personaje de Marisol sale a la escalera a recibir la hombre, y éste la sigue porque está enamorado de ella. Se enrollan un rato y Chris vuelve a tener visiones de su trauma, hasta que se da cuenta de que lo que le pasó es que su propio padre la violó en la ducha. Y le da un chispazo, se vuelve crazy del pussy y empieza a apuñalar a Barney, y luego llega Ruth y también lo apuñalan, y él huye y ellas le siguen mientras le siguen clavando el cuchillo, a cámara lenta si hace falta. Y claro, pues al final el hombre acaba muerto.

la-corrupcion-de-chris-miller-cartel-japon

Así se distribuyó la película en Japón

Llega el momento de las coartadas: «Nos atacó, recuérdalo», le dice Ruth a Chris. Pero ahora viene lo fuerte: las mujeres se enteran en el pueblo que ya han cogido al criminal. Que Barney no era el autor de los asesinatos. Han matado al hombre equivocado. Pero ya se deja muerto. Total, al final descubren que el tipo acababa de salir de la cárcel, y que allí conoció al padre de Chris, quien posiblemente le mandó a la casa para que robase joyas.

Marisol está harta de su madrastra, y le dice que se va, que rompe con ella. Y Ruth se le declara en plan «yo quería destruirte, corromperte, pero ya no». Se tienen dependencia. Se odian, pero se necesitan. O algo así. Juntas entierran a Barney en un descampado donde pronto harán una autovía, y comienzan a vivir una vida juntas y en paz. Fin.

corruption_of_chris_miller_movie

En este cartel ya de desvelan la escena final de la película

Al igual que ‘El asesino no está solo’, ‘La corrupción de Chris Miller’ bebe del giallo italiano y de Alfred Hitchcock. De hecho, la influencia de ‘Psicosis’ es notoria no ya por el caserón, sino también por las escenas de la ducha y por el plano inicial. La cámara entra en la casa de la actriz Perla por la ventana de manera similar a la que entraba en la habitación de Marion y Sam en ‘Psicosis’.

marisol-desnuda-chris-miller

Algo turbio pasó en esa ducha

Se trata de una película que muchos críticos tildan de falta de personalidad, quizá por beber de las formas de hacer terror y suspense en aquel momento. Una producción en la que todos los personajes fuman como prostitutas detenidas durante todo el rato. Los dos protagonistas femeninas, especialmente Ruth (quien parece sentirse atraída por su hijastra) tienen un gran odio hacia los hombres, que queda latente con frases como «el hombre no ama, posee, nos hiere con violencia y crueldad». Aunque Chris tampoco se queda corta. Vaya, que solo falta por allí Lola Flores cantando eso de «qué malos son los rubios y los marenos, son malinos tos los hombres». El padre de Chris, que aunque no aparece en la acción sí que tiene protagonismo por su ausencia, se presenta como un hombre un tanto asqueroso que viola a su hija en la ducha, pero es que incluso le contaba cuentos infantiles perversos en los que la Abuelita se tiraba al lobo y luego éste también se lo monta con Caperucita. Que en el fondo no es más que lo que hizo Barney con Chris y Ruth. Aquí se puede ver ese momento.

En resumidas cuentas, es una cinta interesante porque no es la típica película amable que solemos asociar al trabajo de Marisol como actriz. Tiene un rollo bollo de trasfondo, erotismo latente -se habló de que en España se programó una versión censurada y que en el montaje para el extranjero había más carne, aunque Pepa Flores lo desmintió a los años-, crímenes salvajes y una exquisita banda sonora de Waldo de los Ríos. Una película en la que no canta (más allá de un par de estrofas a la guitarra) y que fue la primera vez en la que se pensó que Marisol apareciese acreditada como Pepa Flores, pero al final no fue así. Un filme, por cierto, por el que la malagueña no cobró un duro por problemas con Carlos Goyanes, con quien había roto el contrato hacía poco.

 

Tags: , ,


About the Author

Blog sobre televisión, música, cine y lo que surja, siempre desde un punto nostálgico y humorístico. Emitiendo de manera ininterrumpida desde 2009.



4 Responses to ‘La corrupción de Chris Miller’: asesinatos, violaciones y Marisol

  1. Abby says:

    ¿Y qué opina Reme de todo esto?

  2. Javi says:

    El padre no es el que la viola, cuando ella estaba en clases de gimnasia la viola uno de los que hacia pesas en las duchas del gimnasio. El padre solo sale en una foto con Marisol de pequeña y es delgado con bigote, el que la viola es muy gordo sin bigote.

  3. Pingback: ‘Horror en el museo de cera’, la película perdida de Paul Naschy con Marta y Loreto Valverde | Sufridores en casa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top ↑
  • No me toques los 90

  • Sufridores en Casa

  • Publiacidez Amazon

  • Recent Posts

  • Archivo

  • La audiencia dice…

  • Categorías de Sufridores En Casa

  • Publiacidez Camela

    Banner_La_banda

  • Amazon Cine