Los Bioman, los Power Ranger nipones de los 80

A mediados de los noventa, en España hicieron furor los ‘Power Rangers’, una serie estadounidense en la que un grupo de jovencitos con superpoderes luchaban por salvar al mundo de los malos, así, en general. Lo típico que hacen los adolescentes cuando salen del insti en USA, o eso, o matar vampiros, como Buffy. En España eran más de hacer botellón y asistir a fiestas en casas okupas, como Quimi y Valle en ‘Compañeros’, o intentar descubrir quién es la mano negra, como Íñigo y comapañía en ‘Al salir de clase’.

Yo odiaba profundamente los ‘Power Ranger’ por una razón muy simple: servidor era fans del ‘Pressing Catch’, y en Telecinco comenzaron a retrasar la emisión del wrestling para meter antes las aventuras de los Rangers luchando contra la villana Rita Repulsa. Así, me veía obligado a verlo para no perderme a continuación los combates de los Sacamantecas, Tatanka o Yokozuna. A pesar de ese odio, llegué a ver la película en el cine, y una vez para mi cumpleaños me regalaron una tarta con el dibujo del Power Ranger Rojo. Por cierto, si hay algún fan de los Power Rangers, varios miembros del elenco original se reunirán en Estados Unidos a inicios de abril en la ComicCon, y el rojo está muy gordo.

TVE Bioman
Sí señor, efectos especiales

Sin embargo, antes que los’ Power Rangers’ en España conocimos a los ‘Bioman’, sus primos nipones. Que ambos tengan aspecto similar, con sus cascos, sus superpoderes y sus robots gigantes no es casual. Bioman pertenece al género Sentai, que narra aventuras de este tipo, y los ‘Power Rangers’ son un remake gringo de otro serial japonés también Sentai.

Los Bioman eran tres, como las Bananarama, y no cinco como los Rangers. Lo que me ha dejado a cuadro es este artículo en el que cuentan que originalmente, los Bioman (o Liveman, como se conoce fuera de Europa) eran también cinco y que dos murieron, como Chanquete o Marcial.  ¿Alguien recuerda su sintonía inicial?

Yo tendría unos cinco o seis años cuando echaban Biomán por Televisión Española, y me parecía una pasada las peleas, las explosiones y todo lo demás, y que a día de hoy queda de lo más cutre. Además, me chocaba mucho que de los tres Bioman, la chica fuese luego quien llevase el color azul y un chico el rojo, cuando tanto te machacaban por todos lados que las cosas azules son de niño y las rosas de niña (en mi razonamiento, el rojo era lo más cerca del rosa).

Maquina Bufalo Bioman
De Bandai ¡qué guay!

 

El Aerocóndor rojo, el Delfín Luchador azul y el León Meteoro amarillo eran las tres máquinas que podían invocar, y que salían desde la Máquina Búfalo.Tras hacer la “fusión meta-gamma” y gritar ¡Biomán! se convertían en un pedazo de robot capaz de destrozar a cualquier enemigo.

De Biomán se generó mucho merchandising, y además era bastante caro. Se lanzaron incluso unos chicles que en la pegatina traía una pequeña pegatinita para hacer un puzle con los tres protagonistas. Si lo rellenabas entero, te mandaban a casa como recompensa un muñeco de tu Biomán favorito. Yo logré rellenarlo tras mucho esfuerzo y comer mucha goma de mascar, y pedí el rojo, y una de mis hermanas echó la carta. La verdad es que el muñeco todavía no me ha llegado, pero no por ello miro el buzón con menos ahínco cada mañana. Yo creo que de la semana que viene no pasa.

Muñeco Bioman TVE
Bioman, defensor de la tierra

Por si a alguien le ha dado la morriña, algún amable youtuber ha subido este capítulo para el disfrute de todos, aunque su sonido parece de gala de preselección eurovisiva. ¡Disfruten!


 

 


Redactor freelance. Licenciado en Comunicación Audiovisual y Máster en Publicidad y Márketing.

5 comentarios en “Los Bioman, los Power Ranger nipones de los 80

  1. Buenas, no se como ha salido la conversación en el trabajo, pero nos hemos acordado de Bioman, y lo de los chicles.
    yo también envié el puzzle relleno con las pegatinas de cada chicle, y como tu sigo esperando cada día a que llegue mi muñeco de Bioman

    1. Yo también envié el puzzle rellenado con las pegatinas de los chicles, toda mi vida pensé que no habría puesto bien la dirección o algo así y ahora resulta que a nadie le llegó.

      Plataforma de afectados ya!

  2. Jajaja qué bueno, a mí tampoco me llegó nunca, y siempre lo recuerdo. El biomn que pedí y no llego. Pensé que era un caso aislado

Responder a Langarita Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba