Barco de vapor

Published on enero 25th, 2016 | by Mike Medianoche

3

‘Brillantina’, la extaña novela de ‘Grease’

En multitud de ocasiones una novela sirve como base para una película, desde ‘El código Da Vinci’ hasta la Biblia. Y a veces, una película sirve para inspirar un libro, o varios, como los que hay sobre ‘Star Wars’, o ‘Brillantina’, la cual casualmente hoy analizamos en Sufridores en Casa y que es una novelización de ‘Grease’, película que a su vez adapta un musical de Broadway.

‘Brillantina’, de Ron de Christoforo, es un libro que intenta estira el chicle del éxito que tuvo la película de John Travolta y Olivia Newton-John, y aunque a priori parece un fetiche para amantes de ‘Grease’, la verdad es que es un pequeño despropósito que no se adapta fielmente ni mucho menos a lo que pasaba en el celuloide.

El narrador del libro es Sonny, que en la película fue interpretado por Michael Tucci y que no era más que un personaje secundario que no mojaba ni pagando y que tenía ninguna relevancia en la trama. Ni se queda preñada como Rizzo, ni se tiñe el pelo como Frenchy, ni se compra un coche, ni nada. Pero en esta novela Sonny resulta ser el mejor amigo de Danny Zucko, convirtiéndose casi en su sombra.

sonny-grease

Sonny en ‘Grease’, para que le pongas cara

Todo arranca con las vacaciones de verano, y Sonny y Danny se van a una pensión de la tía de Sonny a trabajar haciendo camas, limpiando y demás. Allí Danny conoce a Sandy, una rubia recatada que en la versión del libro no es de Australia como en la película, sino solo de otra ciudad. Danny y Sandy se enrollan y se prendan el uno del otro, pero Danny tiene que volver al instituto y se despiden. Sonny por su parte se liga a Marsha, que en la película ni siquiera existe, y que resulta ser la mejor amiga de Sandy, con la que se escribe cartas. Un día, incluso, Sonny, Marsha y Danny se deciden a visitar a Sandy a su casa en plan road trip, pero cuando llegan la vivienda está en venta. Le han perdido el rastro a Sandy. Un drama.

El colegio empieza y Marsha también se apunta al instituto y se hace una de las Damas Rosas. Y entonces llega Sandy, que se ha trasladado de ciudad y empieza a cursar sus estudios en Rydell con Danny, Sonny y compañía. El reencuentro está servido.

En el grupo de los T Birds hay cambios respecto a la peli; por ejemplo, hay un chico llamado Roger (que en algunas versiones teatrales sí existe) y que es un exhibicionista, al que le encanta bajarse los pantalones “y frotarse sus aterciopelados cojones” delante de la gente. La Pink Lady Jan, la que canta eso de “dientes dientes limpios, dientes dientes sanos” casi no tiene relevancia –y sí la citada Marsha–, y Cha Cha  DiGregorio en vez de ser un zorrón espectacular y una excelente bailarina es solo una tipa “gorda y sebosa” a la que llegan a llamar Godzilla.

chacha-di-gregorio

A Cha Cha el desoroante no le traiciona

Por otro lado, Rizzo y Sandy aquí se llevan peor que en la película, y en un momento, Rizzo llega a calificar repetidas veces a Sandy como “una mierdita”, adjetivo que me parece lo más. Porque en la novela de Ron de Cristoforo no se cortan a la hora de decir palabrotas o exabruptos, como cuando dicen “tendré toda la teta que quiera en mi Relámpago Engrasado”, que es como llaman al coche, originalmente ‘Grease lightning’. De todos modos, es verdad que Sandy es más mojigata aún si se puede que en el filme, en plan de que regaña a Zucky diciéndole “¡Daniel!” cuando éste saca los pies del tiesto.

Y es que en las narraciones –donde se esfuerzan mucho en decir cómo viste, peina y calza cada personaje– y diálogos hay mucha cita literal del guión de  Bronte Wooodard,  incluyendo las canciones, aunque a veces quede totalmente ridículo al traducirse. Aquí un ejemplo de la canción ‘Look at me i’m Sandra Dee’ convertida en diálogo.

look-at-me-im-sandra-dee

O propiamente el ‘Grease lightning’.

relampago-engrasado

También hay escenas que en el libro cambian totalmente respecto a la peli, por ejemplo, en la del baile. Allí Sonny no es quien, borracho y solo, se lleva a Sandy y por ello Danny gana el baile con Cha Cha de pareja; durante el mismo, Sonny baila con Marsha y Sandy con Danny, y aunque no ganan lo hacen tan bien que les piden al final del concurso que lo hagan todos de nuevo. ¿Hola? ¿Dónde está esa maravillosa Sandy despechada porque su novio ha ganado con el pendón desorejado de su ex, la que mejor baila del instituto de Santa Bernardina?

Por otro lado, hay escenas nuevas, como una en la que van todos al autocine en el coche de un tal primo Finn a ver ‘El hombre lobo de la pista de carreras’, un filme de terror con un mad doctor que hace experimentos con cadáveres de conductores de Fórmula Uno que tuvieron accidentes. Un guiño a la carrera que estaría por venir, y en la que no fue Cha Cha quien da la salida espectacularmente con su pañuelo, sino… Sí, Sonny, el supuestamente mejor amigo de Danny.

grease-final-scene

Aquí huele a orgía

El final ya lo sabemos. Sandy pide ayuda a Frenchy para cambiar de imagen (y por mediación de la desconocida Marsha), le vacila un poquito a Danny y al final acaban todos los chicos felices, juntos y reunidos, como los juegos Geyper.

Si hay algo que me encanta de esta novela ‘Brillantina’ es que los personajes beben Coca Cola. Los fans acérrimos de ‘Grease’ sabrán que en la película Pepsi pagó una pasta por emplazamiento publicitario, y por ejemplo, cuando Sandy canta ‘Hoppelesly Devoted to you’ hay cajas de Pepsi al fondo, o Marty bebe uno de estos refrescos cuando se entera que Rizzo podría estar preñada. Y lo mejor de todo son las escenas en el Frosty Palace, el restaurante, donde había originalmente carteles de Coca Cola que tuvieron que ser emborronados de un modo muy cutre para no dar publicidad a la competencia, y a veces vemos cómo también se difumina el pelo o el traje de Olivia Newton John.

grease pepsi coca cola

No se nota nada el logo de Coca Cola, qué va, mujer

De todos modos, no se puede negar que ‘Grease’ continúa seduciendo pese a que haga casi cuarenta años de su estreno. En los últimos años ha sido un montaje teatral frecuente en los escenarios españoles, ya sea en musical o en concierto (¡aquella ‘Grease Tour’ con Rebeca!), y una de las últimas vueltas de tuerca a esta historia ha sido en la experiencia del ‘Sing along’.

En Madrid llevan tiempo realizándose, y para quien no lo sepa, se trata de una proyección de la película con animación, donde unos actores cantan temas de la película y animan al público para que canten a la par que se proyecta la película. Porque allí las canciones se proyectan en modo karaoke, que solo te falta María Abradelo con el micrófono. Además, te puedes hacer con un kit para verla e interactuar a lo ‘Rocky Horror Picture Show’, por ejemplo, animando con pompones en la escena en la que se presenta al equipo deportivo del instituto, o haciendo pompas con un pompero en el sueño de Frenchy cuando le cantan ‘Beaty School Drop Out’, y que en la novela la interpreta un personaje llamado ‘Ángel de los jóvenes’.

grease-sing-along

¡Altamente recomendable!

Para los que no vivimos en Madrid hay esperanza de disfrutar con los Sing Alone, que han empezado a programarse en diferentes puntos de España y con películas variadas. Por ejemplo, en Málaga este fin de semana se proyectó ‘Grease Sing Along’ en el Teatro Alameda y fue una pasada, con el público entregado coreando las canciones. Y lo mejor de todo fue cuando el actor sacó a una señora a la que le cantó ‘Sandy’, y la señora se emocionó tanto que empezó a llorar, y todo el patio de butacas empezó a aplaudirle.

Dado que el aforo estaba bastante completo, aprovecho y pido futuras proyecciones de Sing Along en la capital de la Costa del Sol. Porque la tierra de Terelu lo necesita.

Banner-No-Me-Toques-Los-90

Tags: , , , ,


About the Author

Licenciado en Comunicación Audiovisual y Máster en Comunicación y Organización y en Publicidad y Márketing. Su experiencia profesional abarca trabajos como diseñador y editor de vídeo en varias empresas audiovisuales, y presentador y redactor en una TV local. Actualmente, colabora Radiolé como experto en música.



3 Responses to ‘Brillantina’, la extaña novela de ‘Grease’

  1. Alain says:

    De verdad que sí, un despropósito de libro, solo salvaría las fotos de la peli que trae en el medio. Fíjate que nunca he conseguido acabármela, y mira que me considero fan. Pero vamos, que yo no sé qué peli habrá visto el Christoforo ese pero como novelizador de pelis no tiene precio. El Sing A Long muy bien, te la recomiendo. Y este domingo en USA hacen Grease Live, que ya sólo por ver a Frenchy haciendo de la camamera Violeta (los años no perdonan) tiene que estar curioso.
    Y te dejo un enlace por si le quieres echar un ojo:
    http://quefuedemagazine.blogspot.com.es/2009/11/los-actores-secundarios-de-grease-1978.html
    Saludo!

  2. Pingback: ‘Pesadillas’ de R. L. Stine: libros, películas y cintas de vídeo | Sufridores en casa

  3. Pingback: Colegios e institutos donde querrías haber estudiado: Rydell | Sufridores en casa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top ↑
  • No me toques los 90

  • Sufridores en Casa

  • Publiacidez Amazon

  • Recent Posts

  • Archivo

  • La audiencia dice…

  • Categorías de Sufridores En Casa

  • Publiacidez Camela

    Banner_La_banda

  • Amazon Cine